Logo ADS Solutions dorado

¿Qué es la energía reactiva?

Qué es la energía reactiva y cómo afecta tu factura eléctrica

Qué es la energía reactiva y cómo afecta tu factura eléctrica

Si has visto el concepto de energía reactiva en la factura eléctrica, debes saber qué es, cómo se calcula, por qué puede afectar tu recibo de luz y cómo puedes reducir, e incluso eliminar, ese gasto.

La electricidad convencional, es decir, la energía que diariamente utilizamos en hogares y negocios, está integrada por dos componentes esenciales: 

  • La energía activa, que se mide en kilovatios por hora (kWh) y se traduce en trabajo mecánico o calor; y
  • La energía reactiva, medida en kilo voltio-amperio por hora (kVArh) y que se genera en dispositivos como motores o transformadores debido al uso de bobinas que crean campos electromagnéticos. 

Para los expertos, la suma de estos dos se llama energía aparente, ya que, lo que ocurre en realidad es que la energía reactiva genera pérdidas en las redes eléctricas. 

Estas pérdidas resultan molestas en la distribución de energía eléctrica, y es por eso que el exceso de energía reactiva vertida en la red tiene penalizaciones que se reflejan en la factura. 

¿Cómo impacta la energía reactiva en la factura de luz?

La energía reactiva se incluye en la factura sólo cuando ésta resulta significativa y en función de la potencia contratada, siempre calculando el coste en relación al exceso durante ese periodo.

Esto, que está regulado por el artículo 9.3 del RD 1164/2001, de 26 de octubre, establece que, según la potencia contratada: 

  • Si es menor a 15kW: se factura únicamente la energía reactiva que supera el 50% del consumo de energía activa. 
  • Si es mayor a 15kW: se factura cuando la energía reactiva exceda el 33% del consumo de energía activa (aunque no se aplica al periodo Valle en P3 de la tarifa 3X y P6 de la tarifa 6X). 

¿Es posible eliminar la energía reactiva de la factura de energía?

La alternativa más convencional para conservar la energía reactiva es instalar una batería de condensadores. Se trata de un dispositivo que reduce la demanda de energía reactiva por su naturaleza capacitiva. 

Las ventajas de las baterías de condensadores suponen también: 

  • Reducción o eliminación de pérdidas por calentamiento en conductores y transformadores.
  • Mayor eficiencia energética en el sistema eléctrico.
  • Aumento de la potencia disponible en instalaciones con transformador (alta tensión).

Una segunda alternativa para reducir o eliminar las penalizaciones por energía reactiva es apostar por cambios en la iluminación, el cableado y algunos equipamientos -generalmente antiguos- por opciones energéticamente más eficientes. 

En ADS Solutions ofrecemos el asesoramiento especializado para realizar auditorías, elaborando, poniendo en marcha y gestionando proyectos orientados a mejorar la eficiencia energética y reducir los gastos en la factura de la luz.